Ushahidi, el testimonio africano en la red

Idoia Solano

La tecnología ayuda a la gente a tener voz. Los ciudadanos del continente africano necesitan que su voz sea escuchada. Partiendo de esta base, surge el más útil de los ingenios, que otorga a quien más lo necesita oportunidades para informar y ser informado. Así surgen innumerables iniciativas, que valiéndose de los avances tecnológicos, facilitan la vida cotidiana de los ciudadanos del continente, además de darles la oportunidad de hablar y ser escuchados.

Kenia representa uno de los centros neurálgicos de la tecnología africana, siendo nido de numerosos tech labs, cada vez más presentes en todo el territorio del continente. Estos centros de innovación tecnológica, de estructura totalmente flexible, son viveros de jóvenes emprendedores y constituyen un factor clave para el desarrollo y transformación social de las regiones que los albergan. Son comunidades en sí mismas, cuyo modelo de funcionamiento materializa el ideal de una actividad económica en la que los rendimientos no son lo más importante y como prioridad se impone la aportación a la sociedad. A pesar de su gran diversidad, los tech labs comparten rasgos comunes, como el trabajo colaborativo, la gestión horizontal, el apoyo a la innovación tecnológica o la voluntad de ayudar a construir una sociedad nueva, basada en la participación de los ciudadanos ayudándose de la tecnología. Gracias a estos centros de innovación se ha expandido el ciberactivismo en todo África, y se ha conseguido concienciar a la ciudadanía de que las TIC son una útil herramienta para la transformación social.

Un ejemplo de tech lab exitoso es iHub, surgido en Nairobi  con el fin de crear un espacio común y de intercambio de conocimientos y visiones de los emprendedores y expertos en tecnología del país. IHub “da espacio a las ideas de los miembros de una comunidad vibrante”, en palabras de su directora de operaciones, Nekesa Were; lo que le ha llevado a ser considerada la trigésimo octava empresa más innovadora del mundo en 2014, y la primera de África. Desde su creación el centro ha sumado casi 15.000 miembros y ha desarrollado unas 150 empresas. Este gran éxito ha llevado a iHub a ser un foco de atención para las grandes multinacionales, interesadas en los innovadores que trabajan en el centro. Sin embargo, Nekesa tiene claros los principio de iHub, afirmando que “tiene que haber una relación de dos direcciones, ambos tienen que aportar algo a la otra parte, todos deben traer algo a la mesa. Los conocimientos y las habilidades tienen que ser compartidos”.

A partir de este centro de innovación keniata, surgió una de las plataformas más punteras del continente, ahora utilizada por todo el mundo: Ushahidi. Su nacimiento fue motivado por ola de disturbios provocada por la crispación política de las elecciones presidenciales del 2007 y las inquietudes de un grupo de entusiastas blogueros que querían contar a sus conciudadanos lo que estaba ocurriendo, para evitar que las manipulaciones interesadas llevasen al país a una espiral de violencia. Ushahidi es una plataforma online que nació para informar de movimientos sociales, pero que ya se ha utilizado en 159 países para fines tan diversos como dar respuesta a crisis humanitarias, supervisar elecciones, denunciar la corrupción o mejorar sistemas sanitarios.

 

8218660444_414cee07e1

Las claves del éxito de Ushahidi se basan en el trabajo colaborativo, la implicación de los ciudadanos y su capacidad para adaptarse a necesidades y situaciones diversas. Esta plataforma constituye la herramienta que los movimientos sociales de todo el mundo estaban esperando; convirtiéndose en un ejemplo de innovación, emprendeduría social y esfuerzo por servir a la sociedad civil global. Construyéndose sobre los cimientos del flujo dinámico de información, la colaboración y la adaptación, Ushahidi, que en swahili significa testimonio, sigue expandiéndose, manteniendo vivo su espíritu inicial de herramienta para el desarrollo social. En palabras de su directora ejecutiva: “nosotros pretendíamos facilitar la herramienta, que la gente ya no pueda poner la excusa de que no tiene la tecnología necesaria. Ushahidi se ha convertido en un sistema disponible para su uso para que todos nosotros podamos cambiar el mundo mediante la recogida de información sobre nuestros retos, pero también sobre las soluciones que podemos proponer”.

Fuentes:

  • Bajo, C.. (septiembre 29, 2015). “La tecnología multiplica las oportunidades en África”. El País.
  • Bajo, C.. (junio 18, 2015). Ushahidi canaliza la fuerza de la comunidad. El País.
  • Bajo, C.. (junio 27, 2014). África siembra tecnología. El País.
  • https://www.ushahidi.com/
  • https://www.ihub.co.ke/
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s