Nuevas Tecnologías para los refugiados sudaneses

Idoia Solano

La tecnología están llegando a todos los rincones del planeta. Incluso las personas en peor situación y mayor marginación, como es el caso de los refugiados, se están beneficiando de ellas. Sudán del Sur cuenta con cientos de miles de refugiados en situación de extrema emergencia humanitaria. La agencia para los refugiados ACNUR se ha puesto manos a la obra para implantar las nuevas tecnologías en los inmensos campos de refugiados de este país. Así, está utilizando imágenes de satélite, mapas interactivos, toma digital de huellas dactilares y envío de mensajes de texto para reforzar la protección de los refugiados, ayudar a los más vulnerables y llegar a los refugiados de las áreas urbanas.

Como proyecto estrella, ACNUR está llevando a cabo el primer registro biométrico en el país, usando tecnología digital de toma de huellas. Los cerca de 200.000 refugiados con los que cuenta Sudán del Sur habían sido registrados hasta el momento en bases de datos estándar, pero la biometría está ayudando significativamente a identificar a los refugiados de manera más rápida; mejorando la asistencia recibida.

En el campo de refugiados de Yida, el más grande de Sudán del Sur (con más de 65.000 refugiados), la biometría está siendo una pieza clave para que ACNUR pueda orientar los servicios, evitar registros múltiples y hacer que la planificación y la prestación de servicios de asistencia sean más eficientes.

Yida se encuentra muy cerca de la frontera, por lo que no es raro que los refugiados vuelvan a casa para acompañar a sus familiares a un lugar seguro, arriesgando sus vidas. Estos constantes movimientos hacen que mantener unas cifras exactas de la población en Yida sea todo un desafío para ACNUR. Un registro preciso también facilitará el seguimiento individual de los refugiados más vulnerables.

Housna Ali Kuku, madre soltera con cuatro niños que llegó a Yida a finales de julio, se encuentra en esta situación de extrema vulnerabilidad. Gracias a una campaña de información en Yida, Housa pudo saber exactamente cuándo debía llevar a sus niños al centro de registro de ACNUR. La mujer, agradecida por el servicio recibido, declaraba: “Me estoy recuperando de una infección en las vías respiratorias, y aunque estoy enferma y cansada, sé que es importante para mis hijos y vengo a ACNUR para que seamos registrados”. Los hijos de Housna, ajenos a los esfuerzos de ACNUR por incorporar la alta tecnología a este proceso, fueron registrados uno a uno, mientras miraban con inocencia y total fascinación a la luz roja que desprendía la máquina sobre la que tenían que apoyar sus diminutos dedos.

sudansur_tecnologia
Trabajador de ACNUR registra a una niña sudanesa en el campo de refugiados de Yida/ UNHCR

Fuentes:

http://www.acnur.es/noticias/notas-de-prensa/1122-las-nuevas-tecnologias-ayudan-a-satisfacer-las-necesidades-de-los-refugiados-en-sudan-del-sur

https://www.eacnur.org/?gclid=CNqv15ivr8wCFUs6GwodmbEEJQ